ACTUALIDAD

CORONAVIRUS
¿Cómo aprovechar la crisis?

Fecha Publicación: 21/03/2020  13:27 


Por Mauricio Colello





Como si hiciesen falta acontecimientos dramáticos para hacernos despertar de nuestras mezquinas preocupaciones cotidianas y volver a valorar aquéllas cosas realmente importantes en nuestra vida, el coronavirus nos está poniendo a prueba. La proximidad inmediata con la enfermedad, y con una que muchas veces es mortal, nos hace detenernos a pensar que ninguna cosa tiene mayor importancia si no tenemos salud.

La crisis es una oportunidad dice el ideograma chino, sólo en la medida en que prestemos atención y aprendamos todo lo que nos dice. Que cosas de nuestros comportamientos cotidianos están entrando en crisis y demandan un cambio, aunque muchas veces nos hagamos los distraídos y miremos para otro lado.

El coronavirus nos igualó ahí donde hasta hace muy poquito había diferencias. Nos obliga a coincidir ahí donde hasta hace muy poquito había una grieta. Nos indica lo obvio: que tenemos que cuidarnos los unos a los otros, y todavía más, que tenemos que ser responsables y cuidar al otro como única vía para cuidarnos a nosotros y a los nuestros. La unidad nacional que pregonamos de la boca para fuera, hoy ya deja de presentarse como un anhelo, una fantasía de algunos, o un mensaje cínico de otros. Hoy se transformó en una condición necesaria para poder superar una crisis que pone de rodillas al mundo entero.

¿Cuánto tardaría el coronavirus para entrar en todas nuestras casas si Alberto Fernández y Horacio Rodriguez Larreta trasladasen la mentada “grieta” que hace tanto tiempo nos ocupa, a las medidas en materia de salud y emergencia? La política sin oportunismo es difícil y, sin embargo, a veces es indispensable y –como podemos ver en estos días– es posible si hay voluntad. La reunión del Presidente de la república con todos los gobernadores y el jefe de Gobierno de la CIudad es auspiciosa y prometedora en este sentido.
El tipo de complejidades que aparecen en este mundo nuevo, moderno y dinámico nos exige que salgamos de nuestra pasión por los blancos o los negros y nos encontremos, conciliemos en la la amplitud de los grises. Aceptando al otro no en su posición irreductible y contraria a la nuestra, sino en un mutuo gesto de acercamiento.

Después de esta crisis vamos a tener que enfrentarnos con otras "pandemias” que también son muy graves, aunque no sean médicas. ¿Cómo vamos a enfrentar la pobreza y el narcotráfico? ¿o el desempleo y la informalidad laboral? ¿De qué manera vamos a modernizarnos implementando tecnología sin que eso descalabre el mercado laboral? ¿Cómo podemos marchar hacia la indispensable reforma tributaria a partir de una situación fiscal históricamente deficitaria?
El coronavirus no pareciera ser un Apocalipsis, pero acaso puede ser una génesis de un cambio profundo en nuestra forma de enfocar la convivencia social y en nuestra manera de relacionarnos cotidianamente. No solo en la política, sino en la vida diaria. Hoy toma mucho más visibilidad la importancia que tiene nuestro obrar individual, todos somos parte de la solución, o también podemos serlo del problema; y esto es una regla que se aplica a cualquier dilema que tengamos por delante como país.

El desafío será entonces no sólo superar el coronavirus, sino ademas -y sobretodo- conservar esta lógica de unidad nacional como un nuevo hábito político y social. Hay algo que nos dejan en limpio las experiencias de otros países del mundo que han logrado inclinar la curva de casos de esta enfermedad: la única manera de combatirlo con éxito es entre todos.
El autor es subsecretario de Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires


  21 DE MARZO DE 2020.(tIEMPOpYME)

Busqueda

Texto a buscar:



ir a Archivo [+]

Más Información

Link

- Acceso a link's de Interes.

REVISTAS ONLINE BANNER


Seguinos en twitter


tiempopyme.com
E-mail:tiempopyme@tiempopyme.com.ar
Capital Federal - Buenos Aires
Argentina

NAVEGACION

REDES SOCIALES

Copyright ©2020 todos los derechos reservados Diseño Web Grandi y Asociados Diseño sitios WEB Grandi y Asociados